¡Mejora tu confort digestivo!

Hinchazón, acidez, flatulencias, estreñimiento o diarreas, los problemas digestivos y de tránsito intestinal afectan nuestro bienestar cotidiano. Para mejorar o evitar esos problemas es suficiente con seguir unas sencillas pautas a diario.

Evitar los alimentos enemigos de la digestión

Empieza por disminuir el consumo de alimentos que pueden perturbar tu digestion:

  • Los alimentos grasos (embutidos, quesos, salsas, pasteles…), piquantes o que contienen mucho vinagre complican y ralentizan la digestion
  • Los alimentos que fermentan (coles, cebollas, alcachofas, judías blancas…) y azucarados pueden provocar hinchazón y flatulencias
  • La pasta, el arroz, las patatas, ingeridas en gran cantidad tienen tendencia a provocar estreñimiento
  • Limitar el consumo de alcohol
  • Mascar chicle puede provocar problemas digestivos

Consumir fibras y probióticos ayuda a mejorar el tránsito intestinal

Consumir al menos 30g de fibras al día ya que juegan un papel primordial en la digestion. Las fibras se encuentran en:

  • Frutas y verduras. Evitar pelarlas si es posible, o consumirlas cocidas si tienes los intestinos delicados. La ciruela contiene mucha fibra
  • Cereales (sobre todo que contengan salvado) y legumbres ( lentejas, guisantes…)
  • Para alcanzar fácilemente la dosis diaria en fibras: reemplazar el zumo de frutas del desayuno por una pieza de fruta y el pan blanco por pan integral

Remedios sencillos que mejoran la digestion después de una comida pesada

  • Las infusiones y complementos alimenticios a base de plantas: anís, menta, comino, melisa, badiana…
  • La arcilla calma la acidez gástrica
  • Las aguas minérales ricas en bicarbonatos atenuan la acidez de estómago
  • Los probióticos favorecen el buen tránsito actuando en la flora intestinal. Se encuentran en los yogures, la leche fermetada, ciertos derivados de la soja… También existen en forma de complementos alimentarios.
  • Las medicinas naturales : aromaterapia, reflexología, acupuntura, shiatsyu, yoga…

Higiene de vida para una buena digestion

Es necesario tener una buena higiene de vida para disfrutar de un buen confort digestivo:

  • Beber al menos 1,5 litros de agua al día. Lo más sencillo para conseguirlo: beber cuando se tenga sed. No hay porque privarse del agua durante las comidas, muchas veces ello conduce a la deshidratación
  • Hacer tres comidas al día, procurando respetar siempre los mismo horarios, si es posible en un lugar tranquilo y durante al menos 20 minutos
  • Tomarse su tiempo para masticar bien los alimentos
  •  Evitar la ropa apretada que comprime el vientre
  •  Limitar la toma de antiinflamatorios y aspirinas
  •  Practicar una actividad física 
  • Disminuir el consumo de tabaco
  • Controlar el estrés

 Si pones en práctica estos consejos, ¡olvídate de los problemas de digestión!

A. Stern

Otros contenidos del dosier: Mejorar el tránsito intestinal

Comentarios

Artículos destacados

Blue Majik: el superalimento que debes probar
Blue Majik: el superalimento que debes probar

¿Un superalimento? ¿Un colorante? ¿Una especia? Si estás en las redes seguro que ya has visto platos de comida de color...

Todo sobre el té matcha
Vegetarianos: ¿viven más?
Nitratos y nitritos en alimentos
Café: alternativas sin cafeína
Vegetariano: ¿Sabes elegir las proteínas?

Ser vegetariano o vegano es una tendencia que gana adeptos día a día, pero ¿sabes cómo elaborar menús vegetarianos...

Hacer otros Test