¿Son compatibles el cáncer de mama y el embarazo?

Ya que la edad de tener el primer hijo cada vez se retrasa más, el número de cánceres que se descubren durante el embarazo o proyecto de embarazo tras recuperarse de dicha enfermedad va en aumento.

Descubrir un cáncer durante el embarazo

Aunque las cifras son muy bajas, el cáncer de mama afecta a una de cada 1.000 embarazadas. La Sociedad de Obstetricia y Ginecología de Canadá (SOGC) anima a todas las mujeres a auto-examinarse los pechos a lo largo del embarazo y también durante el periodo de lactancia porque la mayor parte de los tumores se detectan así. En caso de duda se pueden llevar a cabo diversas pruebas diagnósticas, como una ecografía, una mamografía con blindaje abdominal para proteger al bebé, o una biopsia. Una vez se establezca el diagnóstico, el seguimiento dependerá de los parámetros que estime el oncólogo, el radioterapeuta, el cirujano, el ginecólogo y la propia pareja. El objetivo es proporcionar a la embarazada las mismas posibilidades de recuperación que a cualquier otra mujer. Las decisiones de la madre, de la pareja y también del equipo médico deben tomarse con plena confianza y siempre dentro de un cuadro de información leal y claro. En conclusión:

  • Cuando el diagnóstico se establece al principio del embarazo, la paciente debe ser informada de los efectos del tratamiento sobre el feto y cómo afectará a futuros embarazos. En función del estado del embarazo, se puede discutir una interrupción médica. Según varios estudios, dicha decisión no afectará al pronóstico de la madre. Es una justificación médica que suele aplicarse cuando no se puede recurrir a otras modalidades terapéuticas… En teoría la radioterapia es un tratamiento prohibido, aunque es posible irradiar la pared torácica donde se halla el cáncer de mama si se cumplen ciertas condiciones (dosimetría, meses de gestación). La quimioterapia también está prohibida en el primer trimestre por riesgo de malformación congénita. Se aconseja una interrupción médica del embarazo en casi la mitad de los casos.
  • Pasado el primer trimestre, y siempre bajo observación médica, la quimioterapia es posible. La cirugía no tiene contraindicaciones. En cambio, la radioterapia solo se puede practicar después del parto. En la mayoría de casos se provoca el parto lo antes posible, en función de la viabilidad del bebé. La decisión de interrumpir el embarazo siempre es de los padres.

Quedarse embarazada después de un cáncer de mama

Si el cáncer se diagnostica pronto, es normal que las mujeres se pregunten si podrán quedarse embarazadas en un futuro. Dejando de lado las ideas preconcebidas, el embarazo no agrava el diagnóstico vital ni aumenta el riesgo de recidiva.

Casi todas las recaídas en el caso de cáncer de mama se producen dos o tres años después del diagnóstico inicial. Y por eso siempre se aconseja que esperen ese tiempo a quedarse embarazadas. Si el cáncer es de peor pronóstico (con ataques ganglionares), este retraso puede ser de cinco años.

En caso de que la mujer se quede embarazada antes del plazo establecido, la interrupción del embarazo dependerá del pronóstico, de los tratamientos y de la evolución del tumor. Con antecedentes de cáncer de mama, la mujer embarazada necesita la opinión de un especialista y, teóricamente, una evaluación oncológica completa. El seguimiento a partir de entonces es idéntico a cualquier otro embarazo.

Lactancia y cáncer

Las mujeres que reciben un tratamiento de quimioterapia tras una operación no deben dar el pecho porque las sustancias utilizadas pueden estar presentes en la leche materna.

Pero después de superar un cáncer de mama, la lactancia no está contraindicada, ya que no aumenta el riesgo de recidiva ni supone un peligro para el bebé. De hecho, si no hay complicaciones o tumores residuales, se aconseja dar de mamar para que el niño pueda disfrutar plenamente de sus beneficios.

D. Bême

1 – Cáncer de mama, embarazo y lactancia – Directrices clínicas SOGC – nº111
2 – Obstet Gynecol Clin North Am 1998 ;25(2) :353-63
3 – Diccionario del cáncer – FNCLCC
4 – Pediatrics 1994 ;93 :137-5

Otros contenidos del dosier: Cáncer de mama

Comentarios

Artículos destacados

¿Quién puede acceder al historial clínico?
¿Quién puede acceder al historial clínico?

La gestión de los datos médicos supone, al mismo tiempo, un desafío y una poderosa herramienta en la sanidad actual. La...

Consultas médicas online: ¿es posible?
¿Miedo a ir al médico?
Cómo aceptar el dolor crónico
¿Qué es la TRH?
¿Sufres alergia?

Estornudas, te sientes cansado/a, te hablan de bronquitis, de traqueítis… ¿Y si tuvieras alergia?

Hacer otros Test