Toda la verdad sobre los piojos

“En el imaginario colectivo se piensa que si un niño tiene piojos es porque viene de un medio social desfavorecido o los padres no se ocupan de él”, explica el  doctor Gilles-Marie Valet, psiquiatra infantil del Centro de Salud Mental Malakof, de Francia.

Muchas personas asocian piojos con falta de higiene. La higiene no tiene nada que ver, asegura la doctora Nicole Auffret, dermatóloga del Hospital Europeo Georges Pompidou, de París. "Todo el mundo puede infestarse de piojos, las personas sucias como las limpias, las que tienen el pelo corto como las que lo tienen largo, y a cualquier edad".

En España, según informa el Centro de Información de la Pediculosis, al menos uno de cada cinco niños se infesta de piojos durante el curso escolar. (1) La población de riesgo está representada por los niños y adolescentes en edad escolar. Las niñas son más proclives a infestarse tanto por llevar generalmente el pelo más largo -favorito de los piojos- y por su forma de socializar (intercambios de gorros, diademas, bufandas, etcétera) .El Centro aconseja “no discriminar ni aislar al niño con piojos” y “comunicar a la escuela sobre la infestación lo antes posible”, de manera que las autoridades escolares puedan actuar rápidamente y evitar o frenar el contagio. En la Encuesta Filvit sobre Pediculosis, citada por el Centro, tres de cada 10 padres aseguran que no llevarían a su hijo al colegio si él o algún compañero estuviera infestado. Ocho de diez padres afirman que avisarían al colegio en el caso de descubrir que sus  hijos tienen piojos y que también tomarían medidas protectoras con el resto de la familia para evitar el contagio. (1)

¿Cómo se contagian los piojos?

Al contrario de lo que siempre nos han dicho, los piojos no saltan, pero sí nadan muy bien: pueden sobrevivir cuatro horas en apnea. La transmisión se hace por contacto directo de cabeza a cabeza, de ahí la importancia de llevar un gorro de baño en la piscina, y de evitar el intercambio de bufandas, gorros, cascos de moto o suéteres en los cuales el piojo puede estar alojado. Un piojo vive entre seis y ochos semanas y su capacidad reproductiva, de hasta 10 liendres por día, lo convierten en un formidable parásito difícil de erradicar.

Hasta ahora no existe un tratamiento preventivo radical. Algunos laboratorios han desarrollado repelentes, pero su eficacia es muy limitada, según señala la doctora Auffret. Lavarse el pelo todos los días es igualmente inútil. Para prevenir una infestación masiva lo único que se puede hacer es revisar periódicamente la cabeza de los niños en edad escolar. Cuando se han instalado, ya solo queda combatirlos.

¿Cómo tratar los piojos?

El tratamiento consiste en frenar la infestación y detener su propagación. Si los piojos no producen lesiones graves en la piel, las que se producen por rascado pueden en cambio ser extendidas y dolorosas. Los tratamientos clásicos antipiojos se dirigen al sistema nervioso del parásito. Estos insecticidas neurotóxicos pueden terminar haciéndolos resistentes, por lo que están apareciendo nuevos productos que apuntan a sofocarlos y que son menos irritantes para el cuero cabelludo.

"Estos nuevos productos con sustancias naturales o sintéticas con propiedades pediculicidas de diversa índole actúan como asfixiantes o repelentes o ayudan a desprender las liendres y hacer más fácil el peinado con lendrera", se informa en la Guía Práctica para el Control de los Piojos. En España, sin embargo, no existe todavía este tipo de productos. En otros países sí se comercializan, por ejemplo en Venezuela, con el nombre de Ceropiojos® o HairClean 1-2-3TM y Nuvo-Lotion® en Estados Unidos.

Como aplicar los tratamientos anti-piojos

  • No combinar simultáneamente diferentes tratamientos
  • "Desechar, como totalmente inadecuadas o peligrosas, prácticas como la aplicación tópica de sustancias como alcohol, queroseno o insecticidas para otros usos. El rasurado de la cabeza no debe ser una opción hoy día", se informa en la Guía Práctica para el Control de los Piojos de la Junta de Andalucía. (2)
  • Los tratamientos deben incluir una loción, un champú y una lendrera
  • La loción se aplica con un masaje sobre el cabello seco y debe mantenerse entre 10 y 15 minutos, cubriendo la cabeza con un gorro. Después se aclara con abundante agua.
  • A continuación se lava la cabeza con el champú, el que también debe dejarse actuar entre 10 y 15 minutos.
  • Dejar secar el cabello al aire. No usar secador en ninguna parte del proceso ya que el calor puede degradar el insecticida. (2)
  • Utilizar la lendrera o peine con púas para eliminar los piojos y liendres muertos.
  • El gorro, el peine o la lendrera son de uso individual. Si hay varias personas infestadas en la familia, estos no se deben compartir.
  • Durante la aplicación de la loción deben protegerse los ojos, la nariz y la boca de la persona tratada y de quien lo aplica.
  • En caso de infestación masiva, el tratamiento se puede repetir pasados siete días.

Productos tóxicos. Utilizar con precaución

El tratamiento con pediculicidas insecticidas de uso tópico es el más extendido en España para el tratamiento de la pediculosis. Los de uso tradicional en nuestro país son los del grupo de las piretrinas de síntesis (productos que contienen Fenotrina34, Permetrina o Bioaletrina) y los del grupo de los organofosforados (contienen Malatión). Estos pediculicidas son "un método fiable de control" si se tienen en cuenta las medidas de protección adecuadas:

  • Además de ser tóxicos, algunos pueden llevar componentes inflamables. Siempre hay que leer las indicaciones de seguridad de la etiqueta.
  • No deben usarse de forma preventiva.
  • No deben aplicarse a niños menores de dos años ni a mujeres embarazadas o que se hallen en período de lactancia.
  • Los productos formulados con alcoholes no están indicados en personas asmáticas.
  • Su uso reiterado puede provocar efectos adversos como dermatitis por contacto e incluso afectar al sistema nervioso. A veces también pueden provocar reacciones alérgicas, como prurito o quemazón.
  • No deben aplicarse sobre heridas abiertas y debe evitarse el  contacto con ojos y mucosas.
  • El lavado del producto no debe realizarse bajo la ducha o durante el baño para evitar que los piojos infesten otras partes del cuerpo con vello.
  • Nunca aplicar estos productos en las cejas o pestañas.
  • Aunque estos productos se venden sin receta médica en farmacias y parafarmacias, se recomienda consultar con el médico o el farmacéutico antes de aplicarlos.

A. Pelletier - Estela Estrada

Fuentes:

1 -  Uno de cada cinco niños se contagia de piojos durante el curso escolar, post del 7 de septiembre de 2012 del sitio web Protégete de los piojos.

2 - Guía Práctica para el Control de los Piojos, Consejo de Salud de la Junta de Andalucía.

Otros contenidos del dosier: Piojos

Comentarios

Artículos destacados

¿Quién puede acceder al historial clínico?
¿Quién puede acceder al historial clínico?

La gestión de los datos médicos supone, al mismo tiempo, un desafío y una poderosa herramienta en la sanidad actual. La...

Consultas médicas online: ¿es posible?
¿Miedo a ir al médico?
Cómo aceptar el dolor crónico
¿Qué es la TRH?
¿Sufres alergia?

Estornudas, te sientes cansado/a, te hablan de bronquitis, de traqueítis… ¿Y si tuvieras alergia?

Hacer otros Test