Las causas de la esterilidad masculina

La menopausia marca el fin del periodo de fecundidad de la mujer. En el hombre, sin embargo, no hay un corte radical. Si las facultades de procreación disminuyen hacia la cincuentena, existen casos de paternidad a los ochenta.

Esterilidad masculina: el historial del paciente

Las causas de esterilidad varían mucho de un hombre al otro. Antes de comenzar el examen clínico propiamente dicho, el médico interrogará al paciente para conocer su historia. La pubertad, (paperas, circuncisión), los antecedentes médicos (rubeola, cirugías), el entorno laboral (exposición a irradiaciones, tóxicos, altas temperaturas), el modo de vida, (consumo de alcohol, tabaco, exceso de peso). Este intercambio le permitirá al médico determinar si causas psicológicas podrían provocar los trastornos de la eyaculación o la erección. El aspecto físico del paciente puede dar indicios sobre causas hormonales: pilosidad escasa o acumulación de grasa en los muslos puede ser señal de insuficiencia de testosterona. El médico palpará los testículos para sentir la firmeza, el volumen y la sensibilidad.

Las causas mecánicas de la esterilidad masculina

Entre las causas más frecuentes de infertilidad se encuentra un defecto en la espermatogénesis como también obstrucciones o malformaciones de las vías espermáticas, tanto congénitas como provocadas por traumatismos. Torsiones testiculares, hematomas en el interior de los testículos o heridas en la arteria espermática pueden crear una anomalía en el transporte de los espermatozoides.

En el caso de la eyaculación retrógrada, que se define por la ausencia de eyaculación por el orificio del pene (meato urinario), las causas pueden ser cirugía de la próstata o del cuello de la vejiga. "Estas intervenciones se practican sobre todo en hombres de más edad", precisa el doctor Sylvain Mimoun. "El esperma se mezcla con la orina, pero es posible recuperarlo y prepararlo para una inseminación artificial".

Esterilidad masculina. El examen de la calidad del esperma

El seminograma estudia la consistencia del esperma, el número de espermatozoides y su motilidad, morfología y tiempo de vida. Los resultados pueden poner en evidencia:

  • Una azoospermia: ausencia completa de espermatozoides;
  • Una oligospermia: número de espermatozoides inferior a 30 millones/ml;
  • Una astenospermia: la movilidad de los espermatozoides es insuficiente;
  • Una teratospermia: el número de espermatozoides anormales es muy importante.

Cuando las tres causas se acumulan se habla de oligo-asteno-teratospermia. En ese caso la fuerza para fecundar es muy débil, aunque no hay que descartar que se produzca un embarazo. La calidad del esperma puede cambiar imprevistamente en ciertos individuos.

Un 25 % de insuficiencias espermáticas no tiene explicación. "El descenso de la fertilidad en los últimos 20 años es innegable. Sin embargo con un número reducido de espermatozoides o su motilidad reducida, no se puede hablar de infertilidad. El perfil de la población está evolucionando", señala el doctor Sylvain Mimoun.

M. Ozanam

 

Otros contenidos del dosier: Infertilidad

Comentarios

Artículos destacados

Siembra vaginal: ¿peligrosa para el bebé?
Siembra vaginal: ¿peligrosa para el bebé?

Si estás embarazada o piensas ser mamá en breve, es muy probable que estés valorando todas las opciones de parto y que...

Las complicaciones en el parto
¿Por qué el primer parto se suele retrasar?
Afrontar una cesárea programada
Azul serenity para la habitación del bebé
¿Qué tipo de padre será tu pareja?

Valorando algunos comportamientos de tu pareja sabrás si será buen padre. Si los resultados de este test no son positivos,...

Hacer otros Test