¿El comportamiento del bebé es normal?

El bebé llora mucho

A menudo es en los primeros meses cuando el bebé llora más. Estas lágrimas a veces se producen por hambre o malestar, pero no siempre podremos encontrar su explicación. El no saber inquieta sobre todo a los padres jóvenes, quienes suelen sentirse desbordados frente al persistente y agudo llanto de los bebés. Pero en lugar de entrar en pánico hay que tratar de tranquilizar al pequeño cogiéndole en brazos y no asociar sistemáticamente las lágrimas con sufrimiento. No debemos olvidar que el llanto es el único medio de comunicación de los bebés.

El bebé no duerme bien

"¿Duerme bien?", es una pregunta que frecuentemente se les hace a los nuevos padres. Los trastornos del sueño son el principal motivo de consulta con el pediatra. Si el bebé tiene dificultad para conciliar el sueño, no hay que preocuparse. Es normal que el sueño sea muy interrumpido en los tres primeros meses. 

Pequeños trastornos de la alimentación

No hay que confundir las regurgitaciones con los vómitos. Las primeras se caracterizan por subidas de pequeñas cantidades de leche  justo después de mamar o del biberón. Estas pequeñas  regurgitaciones son bastante normales y no le ocasionan dolor al bebé. En cambio, en los primeros meses, la digestión sí puede causar dolor abdominal. Si el niño sigue creciendo y duerme con normalidad, no hay por qué inquietarse. Sin embargo, si el dolor se acompaña de otros síntomas tales como diarrea, vómitos o fiebre, será necesario consultar con el médico.

Las rabietas del bebé

El bebé a veces manifiesta molestia o fatiga por medio de crisis de ira. Pero esta irritabilidad también puede ser un signo de un malestar físico cuyo origen habrá que tratar de encontrar. Más tarde, alrededor de los dos años, el niño empezará a decir no a menudo y las rabietas se harán más frecuentes. Si se calman fácilmente y son ocasionales, no hay necesidad de preocuparse.

Estos comportamientos justifican una consulta con el médico si persisten o si el bebé muestra un cambio repentino de conducta en todos los niveles. Pero en caso de duda, nunca estará de más telefonear al pediatra para que  indique cómo proceder.

Sarah Laîné

 

Fuentes:

Entrevistas con los doctores Paola Velásquez y Laurence Robel, psiquiatras infantiles. Asistencia pública-Hospitales de París (AP-HP).

 

Para más información:

Primeros meses del bebé

Los trastornos digestivos del bebé

Otros contenidos del dosier: Volver a casa después del parto

Comentarios

Artículos destacados

Impacto psicológico de una IVE
Impacto psicológico de una IVE

Independientemente de las convicciones de cada cual sobre el tema, las consecuencias psicológicas de una interrupción...

Derechos de la mujer en el parto
Padres en segundo plano
Parto: ¿hay que empujar?
¿Es bueno el pediatra de mi hijo?
¿Qué tipo de padre será tu pareja?

Valorando algunos comportamientos de tu pareja sabrás si será buen padre. Si los resultados de este test no son positivos,...

Hacer otros Test