¿Hacia el final de los implantes mamarios?

Este escándalo se suma a la polémica que por largo tiempo han suscitado las operaciones de pecho, paradójicamente las más frecuentes de todas las intervenciones estéticas, según la American Society for Aesthetic Plastic Surgery y la American Society of Plastic Surgeons. De acuerdo con estas asociaciones, agrandarse los senos es más popular que la liposucción, la blefaroplastia, la rinoplastia y la abdomoplastia.

Pero esta tendencia no parece que vaya a revertirse ni siquiera tras el escándalo de las PIP; al contrario, se espera que los implantes mamarios experimenten un crecimiento anual del 7 por ciento hasta 2014.

La polémica de las PIP

El escándalo saltó a la luz cuando la agencia francesa de productos sanitarios (AFSSAPS en sus siglas en francés) advirtió de que la frecuencia de roturas registrada por las prótesis era mayor que la de otros fabricantes. "Este tipo de implantes mamarios suelen tener una duración de unos 10 años", habían indicado desde el organismo. Sin embargo, las PIP se rompían más tempranamente. Resultó que estaban hechas con un material que no correspondía con el que declaraba el fabricante. Y se armó el revuelo.

Bruno Alfandari, presidente del Sindicato nacional de cirugía plástica reconstructiva y estética de Francia, defiende a sus colegas frente a los pacientes que desconfían de este grupo de profesionales: “Los cirujanos que han hecho uso de las PIP no tenían idea de lo que hacían. Si hubieran tenido la mínima duda es evidente que no las hubieran puesto. Cuando la sociedad PIP sometió sus prótesis a los test que autorizaban su venta, éstas se adecuaban a las exigencias. Fue después que se las modificó, sin que nadie lo supiera. Se trata de una estafa y los médicos no deberían ser los responsables”.

Posteriormente, la sociedad fue sometida a un proceso de liquidación judicial. En tanto, las autoridades sanitarias del país galo recordaban a las mujeres operadas que debían contactar con sus cirujanos si sospechaban del origen de sus implantes.

Según el francés Olivier Gerbault, cirujano plástico y secretario científico del  International Master Cours on Aging Skin (IMCAS), el 2011 traerá cambios importantes en el terreno del aumento mamario. Durante el congreso anual del IMCAS, celebrado entre el 6 y el 9 de enero último, los seis principales laboratorios mundiales de prótesis se comprometieron por primera vez a detallar el material con el que fabrican sus prótesis (elección del gel, procedencia de la textura de la pared de la prótesis, características morfológicas de sus gamas) con el fin de ser más transparentes de cara a las consumidoras y los cirujanos.

Notemos igualmente que cada vez más cirujanos plásticos optan por añadir grasa alrededor de los implantes para hacerlos menos perceptibles. El futuro está, pues, en los implantes de células grasas extraídas del propio cuerpo y que ciertamente jugarán un papel importante en la medicina regenerativa.

El interés del lipolifting

Otra manera de hacer aumentar el pecho sin recurrir a los implantes es el lipolifting. Este método consiste en eliminar la grasa acumulada en ciertas partes del cuerpo para inyectarla en la región mamaria y mejorar así el volumen estético de los senos. Esta técnica, también llamada lipomodelaje, ya ha demostrado ser útil en el relleno de las arrugas.

El lipolifting no es interesante únicamente en términos de tolerancia por parte del organismo, ya que no se recurre a un cuerpo extraño, sino que también resulta ventajoso para corregir las asimetrías mamarias.

¿La candidata ideal? La paciente que pide un aumento entre moderado y muy moderado y que presenta al mismo tiempo un exceso graso, sobre todo en torno a los glúteos y las pistoleras. Este método tiene la virtud de ser natural y definitivo, y además deja pocas cicatrices. Existe no obstante una condición: no subir y bajar de peso ya que la pérdida de grasa ocasiona una disminución del volumen mamario.

En definitiva, el escándalo de las PIP ha servido para que los laboratorios sean más vigilantes y transparentes. Quizá servirá también para que la atención se vuelque sobre las nuevas posibilidades que se ofrecen a las mujeres deseosas de aumentar el tamaño de sus pechos.

A.F. Gaspar-Lolliot

Otros contenidos del dosier: Cirugía estética

Comentarios

Artículos destacados

Las mechas que más te favorecen según tu pelo
Las mechas que más te favorecen según tu pelo

Balayage, californianas, clásicas, baby lights… Mechas hay para todos los gustos pero sobre todo para cada tipo de pelo....

Apúntate al multimasking
Los complementos del novio
Ajustar el presupuesto de la boda
¿Qué protector solar debes elegir?
Flequillo: ¿Me quedaría bien?

¿Te gustan los flequillos? Cuidado, el flequillo no sienta bien a todo el mundo. Para saber si puedes caer en la tentación...

Hacer otros Test