Dieta Pegan: una mezcla entre la paleo y la vegana

¿Qué es la dieta Pegan?

La dieta Pegan está inspirada en la alimentación de nuestros antiguos hombres de las cavernas (quienes consumían, según las personas que iniciaron la dieta paleolítica, pocas proteínas animales y muchas verduras) y en la alimentación vegetariana (que excluye cualquier alimento procedente del mundo animal).

Por consiguiente, la dieta Pegan es una alimentación basada en lo vegetal, que introduce un poco de proteínas y grasas buenas de origen animal. En este sentido, la referencia a la alimentación vegana, que excluye totalmente la carne, es un error. En realidad, el peganismo se parece más a una dieta paleolítica baja en grasas con ciertas limitaciones.

La profesional de la nutrición Florence Foucaut ve en esta nueva dieta sobre todo “una simple reducción del aporte de proteínas animales, lo cual no es tan malo ya que hoy en día consumimos más de las necesarias, y un aumento del aporte de frutas y verduras”.

La dieta Pegan en la práctica

Los platos Pegan se componen en un 75% de vegetales y un 25% de proteínas animales (huevos, pescado, pollo preferiblemente ecológico). Según su página web, el Dr. Hymas también prepara un listado de todos los alimentos que deben evitarse: productos lácteos, alimentos procesados, azúcares industriales, gluten y aceites refinados.

En su opinión, la parte buena debe estar hecha de frutas, verduras, cereales y grasas buenas contenidas en los oleaginosos (como las nueces), limitando al mismo tiempo la carne, que “debe ser de buena calidad”. Consejos de sentido común que, según la dietista Florence Foucaut, “se acercan a las recomendaciones para una buena higiene alimentaria, a pesar del matiz de los productos lácteos eliminados”.

Dieta Pegan: ¿resulta verdaderamente eficaz?

Para Florence Foucaut es difícil ver la dieta Pegan como una dieta “de adelgazamiento”. “Si seguís una alimentación desequilibrada, con muchos alimentos industriales, y adoptáis esta dieta, puede producirse una pérdida de peso.Pero también cabe precisar que hay que prestar atención a la cantidad de frutos secos, oleaginosos y leguminosas ya que su aporte energético no es para nada despreciable”.

En cambio, con la dieta Pegan se puede esperar que se produzcan efectos en la energía, la forma y el mayor bienestar. Pero no hay nada asegurado y, aunque pueden observarse cambios positivos, resulta imposible cuantificarlos.

Ventajas de la dieta Pegan

Para Florence Foucaut, una de las ventajas de esta dieta es que no excluye por completo los productos animales, sino que simplemente reduce la cantidad y hace un llamamiento a escoger productos de calidad. “Aquí, conservamos las proteínas animales.Es importante ya que son las únicas que contienen vitamina B12, que no se encuentra en el mundo vegetal.Y sin este aporte, existe un riesgo de padecer carencias.” Y añade: “Al reducir el aporte de carne, también se reducen los ácidos grasos saturados y el colesterol”.

Otra ventaja observada por la profesional de la nutrición: “Los productos industriales procesados se excluyen y esto es algo bueno ya que contienen numerosos aditivos, conservantes y azúcares añadidos.De hecho, se puede vivir perfectamente sin azúcares añadidos como la sacarosa.Existen otros tipos de azúcares que permiten aportar la glucosa necesaria para que el organismo funcione”.

La dieta Pegan parece ejercer numerosos efectos positivos en la salud, que el Dr. Hyman incluye en una lista publicada en su página web. Destaca especialmente los efectos positivos en caso de diabetes, enfermedades cardiovasculares y obesidad, aunque no los demuestra con estudios independientes y precisos sobre la cuestión.

“Además, al aumentar la cantidad de frutas y verduras en la alimentación, aumentamos el aporte de vitaminas y minerales.Y también aumentamos la cantidad de fibra, lo cual contribuye a la prevención de determinados cánceres”, continúa la especialista.

Inconvenientes de la dieta Pegan

Según la dietista, esta dieta comporta dos puntos negativos. “Al eliminar completamente los productos lácteos, existe el riesgo de carencia de calcio.Un adulto necesita 900 mg de calcio al día.Los adolescentes y las personas mayores requieren 1.200 mg.Es verdad que el calcio también lo encontramos en los vegetales, pero no en la cantidad suficiente y sobre todo que este calcio se absorbe menos bien que el que contienen los productos lácteos”.

El otro punto negativo de esta dieta es el aumento del aporte de fibras. Según las personas, esto puede comportar problemas digestivos, diarreas, estreñimiento…

“Yo desaconsejaría esta dieta a las personas con intestinos sensibles dado el elevado aporte de fibras.El riesgo de carencia de calcio hace que esta dieta no se adapte especialmente a los adolescentes y a las personas mayores. Por último, el programa Pegan no hace referencia en ningún momento a la actividad física.Y sin embargo, una alimentación equilibrada o una dieta siempre debe combinarse con actividad física”, concluye la dietista.

La dieta Pegan se parece más a un modo de vida saludable que a una verdadera dieta de adelgazamiento. Aunque no está adaptada a las personas con sobrepeso, puede seducir a aquellas que tengan ganas de retomar una alimentación sana.

J. Xavier

Fuentes:

1 - Entrevista de Florence Foucaut, dietista y miembro de la Asociación Francesa de Dietistas Nutricionistas.

2 – La página web del Dr. Hyman, creador de la dieta Pegan.

Otros contenidos del dosier: Dieta Detox

Comentarios

Artículos destacados

Blue Majik: el superalimento que debes probar
Blue Majik: el superalimento que debes probar

¿Un superalimento? ¿Un colorante? ¿Una especia? Si estás en las redes seguro que ya has visto platos de comida de color...

Todo sobre el té matcha
Probióticos para prevenir la diarrea
Vegetarianos: ¿viven más?
Nitratos y nitritos en alimentos
Vegetariano: ¿Sabes elegir las proteínas?

Ser vegetariano o vegano es una tendencia que gana adeptos día a día, pero ¿sabes cómo elaborar menús vegetarianos...

Hacer otros Test