Filosofía paleo: vivir como homo sapiens

En la prensa se publican cada vez más noticias sobre la paleodieta, “la nueva moda entre las estrellas de la NBA”, tituló algún periódico. Pero a Xavi Cañellas, especialista en medicina evolutiva y cofundador del método PaleoTraining©,  no le gusta hablar de modas. “La filosofía paleo no es una moda, es una corriente científica basada en la medicina evolutiva”. Para entenderlo, debemos remontarnos a nuestros orígenes: “el ser humano se desarrolló hace millones de años en un entorno concreto y con unos hábitos de comida, exposición al sol, movimiento... que moldearon su genoma. Los cambios en éste son muy lentos, tanto que hasta el día de hoy no hemos tenido tiempo de adaptarnos a los múltiples cambios en nuestro entorno. El genoma del ser humano sigue adaptado al paleolítico”.

Los seguidores del estilo de vida paleo proponen adaptar nuestro estilo de vida a lo que nuestro genoma está preparado: “comer de una forma más sana, moverse en ayunas (mínimo 4 horas sin comer) varios días a la semana, tomar el sol todo lo que se pueda y tener una gestión de nuestras emociones”.

Trastornos digestivos: un ‘mal’ moderno

Uno de los pilares de la Filosofía Paleo es la Nutrición Evolutiva o Paleodieta, avalada por numerosos estudios científicos: “autores como Staffan Linedeberg demuestran cómo las actuales tribus que aún viven como nuestros ancestros cazadores-recolectores carecen de las enfermedades de la civilización: enfermedades cardiovasculares, diabetes, obesidad, hipertensión, enfermedades autoinmunes, osteoporosis, acné y ciertos tipos de cáncer”, explica Xavier Cañellas, que conoce casos de personas con colon irritable o patologías autoinmunes que han llegado a estabilizarse o incluso vivir sin síntomas. “Los resultados son espectaculares”, asegura este experto en medicina evolutiva.

La dieta: frutas, tubérculos, verdura y proteína sin procesar

La paleodieta se basa en frutas, verduras, tubérculos, carnes de calidad (de pasto, no procesadas), pescados y mariscos, huevos de calidad, frutos secos y miel de vez en cuando. Sus seguidores afirman que ayuda a prevenir, incluso curar, enfermedades propias de la civilización. Sus detractores, en cambio, la tachan de híperproteica, a lo que Xavier Cañellas rebate: “me sorprende escuchar que la dieta paleo es híperproteica ya que sólo se consume carne y se elimina lo que se cree que es la fuente principal de carbohidratos, como la pasta y el pan. Nada más lejos de la realidad y que quede claro que las frutas, tubérculos y verduras son una fuente importante de carbohidratos”. Lo que sí se elimina del menú son los alimentos ‘nuevos’ (cereales, lácteos y productos procesados) porque están “llenos de antinutrientes y sustancias bioactivas que literalmente generan inflamación”, asegura el psiconeuroinmunólogo, asombrado de la cantidad de gente que le escribe contándole cómo han mejorado sus síntomas digestivos al prescindir de lácteos, harinas, productos procesados, cereales, azúcares refinados y aceites vegetales refinados.

Paleotraining: el deporte del hombre primitivo

De la filofofía paleo nació el paleotraining, un método deportivo creado por un grupo de médicos, fisioterapeutas y clínicos entre los que figura Xavier Cañellas. Se basa en los movimientos anclados en nuestros genes y que hoy día hemos perdido. “Genera una mejora en salud, silueta, postura, proporción corporal y rendimiento físico y deportivo. Una de sus características es que el ejercicio se realiza en ayunas, lo que se llama el ayuno estratégico: “hacer ejercicio cuatro horas después de comer”, explica su creador.

Aprender a gestionar las emociones

La gestión emocional es la rama menos conocida de la filosofía paleo. El ritmo de vida actual ha propiciado estilos de vida con conductas enfermizas y crisis de valores que repercuten en la salud. “El exceso de razón y la pérdida de los instintos y la intuición nos hacen tomar decisiones erróneas. En este sentido, la filosofía paleo ayuda a fomentar la inteligencia y la educación emocional”, concluye Cañellas.

El creador del paleotraining te propone cinco pasos para iniciarte en el modo de vida paleo:

  • Cambia tus hábitos nutritivos: evita los alimentos procesados y los cereales, lácteos (sobre todo pasteurizados), aceites refinados y azúcar refinada. En cambio, aumenta la ingesta de verduras, frutas, tubérculos, carnes, pescados y mariscos, huevos y frutos secos.
  • Bebe agua mineral.
  • Empieza a realizar ejercicio físico en ayunas (4 horas sin comer). Hay un período de adaptación, así que hazlo poco a poco.
  • Toma el sol, incluso en invierno.
  • Expresa y gestiona lo que sientes para tener una coherencia emocional.

 

Para más información:

Paleotraining.eu 

Regenera.cat 

Otros contenidos del dosier: Dieta Detox

Comentarios

Artículos destacados

Blue Majik: el superalimento que debes probar
Blue Majik: el superalimento que debes probar

¿Un superalimento? ¿Un colorante? ¿Una especia? Si estás en las redes seguro que ya has visto platos de comida de color...

Todo sobre el té matcha
Probióticos para prevenir la diarrea
Vegetarianos: ¿viven más?
Nitratos y nitritos en alimentos
Vegetariano: ¿Sabes elegir las proteínas?

Ser vegetariano o vegano es una tendencia que gana adeptos día a día, pero ¿sabes cómo elaborar menús vegetarianos...

Hacer otros Test