Cistitis: diez consejos para evitar las recaídas

1. Hidratarse suficientemente

Beber suficientemente agua (de 1,5 a 2 litros al día) para que las orinas sean menos concentradas y así disminuya el riesgo de infección. El riesgo de cistitis es más elevado en verano ya que se transpira más y se tiende a orinar menos.

2. No contengas la orina

Intenta ir al baño regularmente y no te contengas durante demasiado tiempo.

3. Orina después de cada relación sexual

Si tus episodios de cistitis aparecen después de mantener relaciones sexuales, acostúmbrate a orinar sistemáticamente después de tenerlas. De este modo, expulsas las bacterias que podrían estar presentes en la uretra.

4. Evita la humedad y el calor

Evita llevar ropa demasiado estrecha o ropa interior sintética. Favorecen la transpiración y, por tanto, la proliferación de microbios.

5. Adoptar buenas costumbres

Después de orinar o defecar, acuérdate de limpiarte de delante hacia atrás y no al revés. Procura también lavarte las manos con agua y jabón.

6. Luchar contra el estreñimiento

Si padeces regularmente de estreñimiento, procura seguir una dieta equilibrada e incorpora más verduras verdes, frutas, fibras… Intenta también comer siempre a la misma hora y realizar un mínimo de actividad física. La estancación de los excrementos en el recto favorece la proliferación de microbios.

7. Lo mejor puede resultar el enemigo del bien

Limita tu higiene íntima a dos veces al día, evita los aseos vaginales y utiliza un producto suave que respete el pH vulvar (de 5 a 7) en lugar de productos antisépticos.

8. Cuidado con la higiene durante la menstruación

Durante la menstruación, cámbiate el tampón o la compresa de forma regular.

9. No te automediques

La eficacia de los viejos medicamentos puede resultar dudosa. Al final, pueden ocultar los síntomas sin detener la infección. En ese caso, el riesgo de complicaciones es mayor. Procura respetar las dosis y la duración del tratamiento para evitar que las bacterias desarrollen resistencias y la infección reaparezca.

10. Una cuestión de pareja

Pídele a tu pareja que se someta a un análisis de orina. La infección puede transmitirse durante las relaciones sexuales. Si estos análisis indican la presencia de una infección de transmisión sexual, es obligatorio que las parejas sigan un tratamiento.

David Bême

Otros contenidos del dosier: Cistitis

Comentarios

Artículos destacados

¿Quién puede acceder al historial clínico?
¿Quién puede acceder al historial clínico?

La gestión de los datos médicos supone, al mismo tiempo, un desafío y una poderosa herramienta en la sanidad actual. La...

Consultas médicas online: ¿es posible?
¿Miedo a ir al médico?
Cómo aceptar el dolor crónico
¿Qué es la TRH?
¿Sufres alergia?

Estornudas, te sientes cansado/a, te hablan de bronquitis, de traqueítis… ¿Y si tuvieras alergia?

Hacer otros Test