Diente de león

Nombre científico: Taraxacum officinale

Nombres comunes: Diente de león, achicora, taraxacón, amargón, almirón

Nombre inglés: Dandelion

Clasificación botánica: Familia Asteraceae o Compositae

Preparados: sopas, decocciones, infusiones, cápsulas, ensaladas, extractos (secos o líquidos) e infusiones

Propiedades medicinales del diente de león

Uso interno

  • Protector hepático: el diente de león es útil contra los problemas de hígado, congestión hepática y problemas de la vesícula biliar.
  • Propiedades depurativas: actúa en caso de estreñimiento, trastornos digestivos, exceso de colesterol o incluso en casos de pérdida del apetito.
  • Previene problemas renales: insuficiencia urinaria.

Uso externo

Eficaz contra ciertas manifestaciones cutáneas: dermatosis, callos y verrugas.

Indicaciones terapéuticas habituales

Beneficioso para el sistemas digestivo y hepatobiliar. Las hojas de diente de león contienen minerales y vitaminas en grandes cantidades. Ayudan a tratar la pérdida de apetito y los trastornos estomacales o urinarios.

Otras indicaciones terapéuticas demostradas

El diente de león puede actuar como antiinflamatorio en caso de trastorno digestivo. Se le atribuye por esa razón una función hepática. El diente de león posee otra virtud terapéutica, pues tiene efecto diurético, lo que le permite tratar la hipertensión arterial, la insuficiencia cardíaca o, más raramente, hipercalemia o hiperpotasemia (exceso de potasio en el plasma sanguíneo). Estimulación enzimática del hígado y los riñones.

Historia del uso del diente de león en fitoterapia

El uso de diente de león como planta medicinal tiene sus orígenes en la antigua Grecia. Sin embargo, los primeros usos reales del diente de león se remontan al siglo XVI, cuando los médicos lo usaban para tratar las enfermedades renales. Más tarde se comenzó a utilizar para tratar trastornos de la vesícula biliar, reducir la fiebre, luchar contra los problemas de retención de líquidos, los reumatismos y las afecciones de la piel. En China esta planta se empleaba para aliviar a los enfermos de cáncer o hepatitis.

Descripción botánica del diente de león

El diente de león es una hierba perenne con eje hueco, con una flor única, ligulada, plana y amarilla. El color amarillo intenso es visible desde mayo a noviembre. El fruto es aquenio con vilano, constituido por múltiples aristas blancas y sedosas, en forma de pelo blanco. En conjunto estos forman un globo velloso que se desprende con un golpe de aire. Su nombre popular le viene de sus hojas dentadas. Se encuentra sobre todo en campos y praderas y en zonas húmedas.

Composición del diente de león

Partes usadas del diente de león

En la medicina herbal se utilizan principalmente la raíz (por sus propiedades colagogas y biliares) y las hojas (por sus propiedades coleréticas).

Principios activos del diente de león

Los principios activos incluyen taraxine, terpenos, flavonoides (luteoloside, cosmosioside, luteolina-rutinósido), fitoesteroles y ácidos fenólicos.

Uso y posología del diente de león

Las hojas y raíces de diente de león tienen diferentes propiedades y pueden asociarse, por ejemplo, para tratar eficazmente no sólo los riñones sino también el hígado. Sin embargo, se recomienda no tomar más de la dosis diaria recomendada: 30 g de hojas y 15 g de raíces.

  • Con las hojas de diente de león se hace una infusión (de 4 a 10 gramos de hojas en 150 ml de agua, tres veces al día) o una tintura (de 2 ml a 5 ml, tres veces por día). En extracto líquido o zumo se aconseja el equivalente a una o dos cucharadas tres veces al día.
  • La raíz puede tomarse como decocción, extracto o tintura. El extracto se puede tomar en forma de tableta o cápsula: 750 mg -1250 mg tres veces al día. Preparar una decocción es simple: hervir de 3 g a 5 g de raíces durante 10 minutos en una cantidad de agua equivalente a un tazón. Repetir tres veces al día

Precauciones de uso del diente de león

El diente de león es seguro, pero en caso de cálculos biliares, se recomienda consultar a un médico primero. Por otro lado es aconsejable no usar la cura de diente de león continuamente, sino tomarlo dos veces por semana o un par de semanas durante los cambios de estación.

Contraindicaciones

Embarazo, lactancia, enfermedad cardíaca, enfermedad renal o alergia a las plantas de la familia Asteraceae (como la margarita) deben consultar a un médico. Ninguna otra toxicidad específica se atribuye al diente de león.

Efectos indeseables

El uso de diente de león puede causar alergias en la piel debido al látex presente en el tallo, pero estas no son comunes. También puede causar efectos secundarios como ardor de estómago o náuseas, pero se trata de casos raros y aislados.

Interacciones con hierbas y suplementos

Si se mezcla diente de león con pilosella y cabos de cereza la preparación es ideal para el tratamiento de la retención de agua. Para el tratamiento de los cálculos urinarios la mezcla de diente de león con orthosiphon es una excelente elección. Para un tratamiento de desintoxicación se puede combinar diente de león, rábano negro y saúco. Finalmente, puede ser ventajoso combinar el diente de león, que ha demostrado ser diurético, con otras plantas que posean las mismas virtudes.

Interacciones con fármacos

Aliar el diente de león con fármacos diuréticos puede optimizar los resultados.

Opinión médica

Virtudes reconocidas

Sea cual sea el preparado, el diente de león tiene propiedades medicinales demostradas. Esta planta ayuda a la digestión, es rica en antioxidantes, es antiinflamatoria y diurética... Además, el diente de león, más allá de todas sus posibles preparaciones terapéuticas, también se come en ensalada.

Advertencia

El diente de león no debe consumirse sin moderación o a la ligera. Para las personas alérgicas a esta planta (familia (Asteraceae), en tratamiento con anticoagulantes o que sufran de una enfermedad de la vesícula biliar o del corazón, se recomienda no beberlo ni comerlo. Cuando se tome como suplemento, es importante respetar las dosis diarias indicadas.

Investigación científica sobre el diente de león

La investigación se centra en las propiedades de esta planta: la Comisión E, una comunidad científica alemana, y la Cooperativa Científica Europea de Fitoterapia han reconocido sus propiedades. En la actualidad se realizan experimentos para demostrar los beneficios contra el cáncer, la diabetes y de sus componentes antioxidantes.
El diente de león también está registrado y reconocido en muchas farmacopeas oficiales en el mundo, incluida las de Estados Unidos. 

Otros contenidos del dosier: Guía de plantas medicinales

Comentarios

Artículos destacados

Las causas de la halitosis matutina
Las causas de la halitosis matutina

No falla, cada mañana te levantas con mal aliento. ¿Por qué nos despertamos con mal aliento? ¿De dónde proviene esa...

El por qué de la fiebre
Comida basura después de salir de copas
Síntomas y remedios para el "jet lag"
Sangrados en la menopausia: qué los causa
¿Sufres alergia?

Estornudas, te sientes cansado/a, te hablan de bronquitis, de traqueítis… ¿Y si tuvieras alergia?

Hacer otros Test