Autobronceadores: modo de empleo

Un bronceado perfecto, una fisonomía resplandeciente a lo largo de todo el año, ¿todo eso sin moverse de su casa? ¡Claro que sí, gracias a los autobronceadores! Pero este remedio milagro requiere algunas precauciones…

El autobronceador, ¿qué es?

Compuestos de un principio activo llamado dihidroxiacetona (DHA), los autobronceadores provocan, por la oxidación de las células superficiales de la epidermis, una coloración de la piel que dura en promedio de 4 a 6 días y se elimina progresivamente con la descamación de la piel. Sin peligro, se garantiza un “falso” bronceado armonioso sin los riesgos ligados a la exposición al sol (quemaduras, alergias, aceleración del envejecimiento cutáneo). Se dice que los dermatólogos exigen una protección máxima frente al sol pero hacen buen semblante a los autobronceadores.

Hoy en día, podemos encontrarlos bajo diferentes formas: cremas, fluidos, geles, esprays.

Para el rostro, mejor una crema con propiedades hidratantes a fin de evitar la desecación de la capa superior de la epidermis. Los geles se adaptan perfectamente a las pieles grasas, gracias a su textura ultra ligera.

Para el cuerpo, puedes elegir dentro de la paleta de productos propuestos que reúnen confort, ligereza e hidratación.

Algunas precauciones que deben respetarse

  • Haz una exfoliación en el cuerpo y rostro, antes de la aplicación del autobronceador, para afinar la epidermis especialmente en los sectores en que la capa córnea es más espesa (codos, rodillas, talones).
  • Renueva regularmente las exfoliaciones a fin de eliminar las células muertas y unificar así la piel. Esto evitará la creación de un montón de células “naranjas”  poco agradables así como las irregularidades de coloración de la piel, pero también los puntos negros que aparecen cuando las células muertas y los productos bloquean los poros.
  • Elige los productos hipoalergénicos y no perfumados a fin de limitar los riesgos de alergias.
  • Aplica el autobronceador sobre la piel limpia y seca a fin de que se extienda uniformemente.
  • Difumina el producto a nivel de las cejas, de la raíz del pelo y de los talones.
  • Lávate las manos cuidadosamente luego de utilizarlo.

Los autobronceadores no te protegen de los rayos nocivos del sol pues su fórmula no contiene filtro solar. No deben, pues, en ningún caso utilizarse durante la exposición prolongada al sol si no están acompañados de una crema protectora, adaptada a tu tono y a la duración de tu exposición.

Encontrarás, en cada producto, una ficha técnica que presenta sus características. En caso de duda, consulta al farmacéutico o a la esteticista que establecerá contigo un diagnóstico de tu piel y te recomendará el producto que mejor se adapte.

Ayla Seugon

Otros contenidos del dosier: Bronceado sin sol

Comentarios

Artículos destacados

Las mechas que más te favorecen según tu pelo
Las mechas que más te favorecen según tu pelo

Balayage, californianas, clásicas, baby lights… Mechas hay para todos los gustos pero sobre todo para cada tipo de pelo....

Apúntate al multimasking
Los complementos del novio
Ajustar el presupuesto de la boda
¿Qué protector solar debes elegir?
Flequillo: ¿Me quedaría bien?

¿Te gustan los flequillos? Cuidado, el flequillo no sienta bien a todo el mundo. Para saber si puedes caer en la tentación...

Hacer otros Test