Razones para tomar un sauna o un baño de vapor más seguido

El uso del sauna o del baño de vapor es uno de los hábitos saludables que podrías adoptar diariamente o semanalmente.

Puede que algunas personas lo asocien con la relajación y el lujo, ya que la mayoría de hoteles, spas y gimnasios de gama alta lo incluyen, mientras que la mayoría de los hogares no lo tienen.

Pero después de aprender todos sus beneficios,  puede que te encuentres visitando estos gimnasios y spas con más frecuencia. Los beneficios que brinda el vapor son incontables: desintoxica la piel, purifica el organismo, dilata los bronquios, regula la presión sanguínea y mejora el ritmo cardiaco.

La principal diferencia entre el baño de vapor y el de sauna es el agua, es decir, en el sauna el calor es seco mientras que en el baño de vapor existe un porcentaje de humedad elevado. Una vez aclarado el punto, aquí te ofrecemos una breve explicación de los beneficios que tiene el sauna y los baños de vapor en  la piel:

  • El sauna o baño de vapor relaja músculos adoloridos y cansados
  • El sauna o baño de vapor reduce el dolor, incluyendo el dolor de espalda
  • Ayuda a perder peso debido a las calorías quemadas por el sudor
  • Reduce el número de resfriados y gripes por la mitad
  • Mejora la salud del corazón
  • Ayudará a tener más energía durante el día
  • Puede aliviar la artritis o el reumatismo
  • Tu piel se verá y se sentirá mejor y más joven, con menos manchas y un brillo saludable
  • Mejora la circulación, que a su vez resuelve una gran cantidad de condiciones (disfunción eréctil incluso)
  • Te sentirás muy bien, tranquilo y relajado después de usar un sauna o un baño de vapor
  • Dormirás mejor después de usar un sauna o un baño de vapor

 Recomendaciones para el uso de sauna o baño de vapor

  • Antes de exponerse al baño de vapor se debe limpiar el rostro con agua mineral o darse un baño rápido, ya que eso mejorará la transpiración de la piel.
  • Antes (y después) del sauna, beber un vaso de agua, jugo de verduras o cítricos, o un té de hierbas.
  • Nunca ir al sauna con el estómago lleno ni después de haber comido porque el calor puede generar algún malestar estomacal.
  • Al finalizar el sauna es necesario darse un baño con agua fría para cerrar bien los poros de la piel.

Contras del sauna y baño de vapor en la piel

Pero no todo en torno a los baños de vapor es positivo, ya que estamos sometidos a altas temperaturas durante cada sesión, algo que nos hace aumentar involuntariamente el ritmo cardiaco.

Por este motivo no es recomendable que tomemos baños de vapor si sufrimos problemas de enfermedades cardiovasculares e hipertensión, las mujeres embarazadas tampoco deben someterse a este tipo de baños, al igual que tampoco lo deben hacer los ancianos.

De igual modo debes seguir estos consejos a la hora de tomar un baño de vapor aprovechando al máximo los beneficios del sauna o baño del baño de vapor que puede tener la piel y nuestro cuerpo.


FUENTE:

Carmen Fernández. 2014. Belleza y bienestar

Otros contenidos del dosier: Vapor y sauna

Comentarios

Artículos destacados

Educación constructivista: en qué consiste
Educación constructivista: en qué consiste

En estas escuelas no hay libros de texto, sino que se trabaja por proyectos. Los niños dirigen su propio proceso de...

La felicidad de las parejas en igualdad
Adicto a las relaciones complicadas
¿Qué es el “gaslighting”?
Brownout: el trabajador desmotivado
¿Tu hijo puede ser un genio de las mates?

Los estudiantes suelen quejarse de que muchas de las materias que estudian no les servirán después. Sin embargo, tener un ...

Hacer otros Test