¿De verdad nos conviene tomar soja? Cuándo nos beneficia y cuándo no

Hace dos décadas, en nuestro entorno, pocos eran los que habían decidido incluir la soja en su alimentación habitual. Hoy en día, está presente en multitud de hogares, ya sea como legumbre seca (que se cocina igual que el resto de leguminosas), germinada (muchos la añaden a las ensaladas) o incluida en productos de gran consumo, como yogures, bebidas, preparados alimenticios, etcétera.
Sin embargo, en algunos foros comienza a demonizarse y pesa sobre ella la sospecha de que no es tan saludable como se decía. Con esta idea en la mente, van creciendo el número de personas –sobre todo mujeres– que evitan esta legumbre así como los alimentos en los que se incluye.

Pero… ni tanto ni tan calvo.  

Cuando sí conviene

  • Si tienes colesterol elevado. No es la panacea, no baja los niveles de colesterol de forma importante –tan solo un 3%, como se ha comprobado en los últimos estudios–, sin embargo sí puede ser una ayuda en una dieta baja en grasas para controlar el colesterol LDL que circula por el organismo y que puede aumentar el riesgo cardiovascular. Recuerda que no se trata de añadirla a tu dieta sino de tomar la soja en sustitución de otra proteína con más grasas malas. No nos referimos únicamente a las carnes sino también a productos de consumo habitual (mantequilla de nuez de soja en lugar de mantequilla “normal”; bebida de soja en lugar de leche entera de vaca…).
  • Cuando se sigue una dieta “pobre” en proteínas. Además de aportar todos los beneficios de cualquier legumbre, la soja es especialmente recomendable si existen deficiencias proteínicas porque contiene los 8 aminoácidos esenciales, además de aportarnos algo de Omega 3 y 6, vitaminas y minerales. Es decir, aquellas personas que reconocen no cuidar demasiado su alimentación (abusando quizá de los productos ya preparados o improvisando cualquier comida, que por lo general acaba siendo muy grasa) pueden recibir, a través de la soja, una serie de nutrientes muy interesantes.
  • ¿Frente al cáncer de mama? Hasta el momento, la recomendación para las mujeres que sufren un cáncer de mama era no tomar a menudo alimentos con soja (ni suplementos que la contengan) porque podría interferir con el tratamiento anti-estrógeno que se les administra. Sin embargo, recientemente se ha publicado un estudio que viene a contradecir ese consejo. Según el Centro Integral del Cáncer Lombardi (Georgetown, Estados Unidos), que ha sido el autor de la investigación, a largo plazo el consumo de soja parece aumentar el sistema inmunológico de esas mujeres. Si eso es así, en este caso la soja podría evitar la recurrencia del tumor, es decir podría contribuir a que no volvieran a sufrir ese cáncer. Sin embargo, hacen falta más estudios que lo confirmen, puesto que la genisteína (un componente de la soja, una isoflavona) también activa los receptores estrogénicos, lo que puede hacer que las células cancerosas crezcan y eso hace pensar que no se conoce demasiado bien cómo actúa esa sustancia en nuestro organismo.
  • En la etapa pre-menopáusica. Cuando la mujer comienza con trastornos de la regla y ha sobrepasado los 50 años (algunas comienzan ya a partir de los 45 o 46) y con molestias propias de la menopausia, tomar soja puede ayudar a disminuir el efecto del estrógeno natural, que es la hormona que da lugar a esos síntomas (en especial los sofocos). Por lo general se recomienda tomar, al menos, 25 gramos de proteína de soja. Y eso equivale a dos tazas y media de leche de soja o a 225 g de tofu.

Y cuándo es mejor evitarla

  • Nunca en suplementos si existe un tumor. Los suplementos a base de soja están contraindicados en caso de padecer cáncer de mama (como decíamos anteriormente, parece ser que tomar soja como alimento no es perjudicial sino, en algunos casos, protector).
  • Sé cauto si quieres ser papá. En esto también los estudios son contradictorios: mientras que algunos aseguran que tomar mucha soja reduce la fertilidad masculina (los hombres estudiados que la consumían habitualmente tenían menos recuento espermático), otras investigaciones dicen que no influye. Ante eso, lo mejor es ser cauto y no tomar a diario productos que la contengan.
  • Si te falta vitamina B12. Su deficiencia puede, además de causar anemia, dañar el sistema nervioso. Por eso, es un micronutriente muy importante en la dieta. Las personas con un déficit de esta vitamina deben cuidar su alimentación y no abusar de la soja, ya que un compuesto presente en ella –la anti-tripsina– puede hacer que no se asimile bien.
  • En el caso de tener problemas de tiroides. Al parecer, los productos alimenticios a base de proteína de soja puede ocasionar que el tratamiento tiroideo y en concreto con la hormona sintética levotiroxina (se administra a los niños con hipotiroidismo congénito) no tenga el efecto esperado. Curiosamente, en adultos no parece interferir pero siempre es conveniente hablarlo con el médico y, sobre todo, no tomar ambas cosas en el mismo momento.

Documentación:

  • Biological factors involved in mediating the effects of soy foods on breast cancer survivors”. Leena Hilakivi-Clarke, Department of Oncology Georgetown University
  • Virtudes de la soja”. Sociedad Española de Nutrición Comunitaria
  • The effects of soy supplementation on gene expression in breast cancer: a randomized placebo-controlled study”. Moshe Shike et al. Journal of the National Cancer Institute
  • Clinical studies shoy no effects of soy protein or isoflavones on reproductive hormones in men: results of a meta-analysis”. Jill M. Hamilton-Reeves et al. Fertility and Sterility

Otros contenidos del dosier: Tipos de alimentos

Comentarios

Artículos destacados

Blue Majik: el superalimento que debes probar
Blue Majik: el superalimento que debes probar

¿Un superalimento? ¿Un colorante? ¿Una especia? Si estás en las redes seguro que ya has visto platos de comida de color...

Todo sobre el té matcha
Vegetarianos: ¿viven más?
Nitratos y nitritos en alimentos
Café: alternativas sin cafeína
Vegetariano: ¿Sabes elegir las proteínas?

Ser vegetariano o vegano es una tendencia que gana adeptos día a día, pero ¿sabes cómo elaborar menús vegetarianos...

Hacer otros Test