La crisis cardiaca

La crisis cardiaca, distinta de la crisis leve, puede poner en peligro la vida de la víctima. Aprende a hacerle frente y a identificarla.

¿Cómo reconocerla?

La crisis cardiaca suele caracterizarse por:

  • Undolor agudo que "oprime" el pecho y puede presentar irradiaciones, es decir, extenderse hacia el brazo, el cuello o la boca del estómago;
  • La víctima suele sentirse angustiada y el dolor puede ir acompañado de sofocos, sudores y/o náuseas.

¿Qué hacer?

A la víctima le duele el pecho...

Colócala de inmediato en posición de reposo: estirada, salvo que adopte de forma espontánea otra posición (medio sentada o sentada...) en la que se sienta mejor.

Tranquiliza a la víctima y pregúntale:

  • ¿Estás en tratamiento? ¿Es la primera vez que te pasa?
  • ¿Tienes una enfermedad?
  • ¿Desde cuándo te sientes mal?

Después de haber recogido toda la información, llama al médico.

Si no responde o los dolores persisten más de doce minutos, llama de inmediato al servicio de emergencias (112).

Ten en cuenta que te solicitarán los siguientes datos:

  • El motivo de la llamada: «una persona a la que le duele el pecho»;
  • El número de teléfono desde el que llamas;
  • La localización precisa del lugar en el que te encuentras: calle, n.º, escalera, piso, puerta, municipio, etc.

Responde a las preguntas que te hará el médico:

  • ¿Qué siente la víctima?
  • ¿Cómo es el dolor? ¿Hay irradiaciones?
  • ¿La víctima ha vomitado, está sudando?
  • ¿Cuál es su estado de salud habitual?
  • ¿Qué es lo que has hecho para atenderla?
  • Una vez hayas transmitido el mensaje de alerta, espera a que el médico te diga que ya puedes colgar.

Para impedirlo...

En caso de dolor en el pecho, no hay ni un minuto que perder para que la víctima corra el menor riesgo. La alerta inmediata a los servicios de emergencia (112) es indispensable para reducir el tiempo que tardará la víctima en recibir los primeros auxilios a fin de que los parámetros de la función cardiaca vuelvan a la normalidad.

Cualquier retraso o imprecisión pueden agravar el estado de la víctima.

Por último, para no llegar hasta ese punto

  • Cuida tu alimentación;
  • No fumes demasiado;
  • Hazte revisiones rutinarias en el centro de salud;
  • Sigue las indicaciones de tu médico y haz los análisis que te prescriba.

Dr. P. Cassan

Advertencia: la única forma de realizar correctamente estas técnicas es haber realizado previamente un curso de primeros auxilios.

Otros contenidos del dosier: Urgencias y primeros auxilios

Comentarios

Artículos destacados

¿Quién puede acceder al historial clínico?
¿Quién puede acceder al historial clínico?

La gestión de los datos médicos supone, al mismo tiempo, un desafío y una poderosa herramienta en la sanidad actual. La...

Consultas médicas online: ¿es posible?
¿Miedo a ir al médico?
Cómo aceptar el dolor crónico
¿Qué es la TRH?
¿Sufres alergia?

Estornudas, te sientes cansado/a, te hablan de bronquitis, de traqueítis… ¿Y si tuvieras alergia?

Hacer otros Test