Migrañas digestivas: un concepto no demostrado

Una comida demasiado pesada, acompañada de demasiado vino, o una intolerancia al gluten bastan para sobrecargar nuestro sistema digestivo. ¿Esto puede desencadenar una crisis de migraña? Si es así, ¿se podría hablar de migrañas digestivas? A continuación te mostramos las respuestas de estos tres especialistas con puntos de vista totalmente opuestos.

La migraña de origen digestivo: una forma incompleta de la migraña

Las migrañas de origen digestivo son extremadamente infrecuentes, destaca el Prof. Robert Benamouzig. “Aquellos médicos muy especializados verán un caso en su vida, el diagnóstico es complicado y establecerlo lleva su tiempo. Se podría definir como una forma incompleta de la migraña, sin cefalea, que se manifiesta primero en el aparato digestivo con dolores no muy intensos”. El Dr. Valade, por su parte, es mucho más categórico: “las migrañas digestivas no existen, y precisamente por este problema somos el hazmerreír de los anglosajones”.

Así que debemos ser cautelosos. Ambos especialistas advierten de que la relación establecida entre dolores de estómago y migrañas es “demasiado fácil”. “Muchas personas que sufren algún trastorno digestivo, sobre todo después de una buena comida, y a las que les duele la cabeza, piensan que se trata de migrañas digestivas, cuando en realidad no lo son. Es difícil de determinar ya que las personas que padecen migrañas tienen síntomas principalmente digestivos”, destaca el Profesor Benamouzig.

Y este último continúa: “He visto un solo caso en mi vida y lo derivé a un compañero neurólogo porque las migrañas de origen digestivo dependen del sistema nervioso central así que el tratamiento será el mismo que para una migraña clásica”. Cuando se le preguntó por la hipótesis de los alimentos ingeridos como posibles desencadenantes de las migrañas, el gastroenterólogo reconoce: “La intolerancia a determinados alimentos, una hipersensibilidad nerviosa, una hiperpermeabilidad intestinal, o una mezcla de todos estos elementos, siguen siendo elementos a tener en cuenta”.

Los alimentos, ¿posibles desencadenantes de las crisis?

Muchos especialistas e investigadores defienden seriamente esta hipótesis basándose en la conexión que existe entre el intestino y el cerebro. Algunas proteínas no digeridas en el intestino atravesarían la mucosa intestinal dando lugar a varias patologías al filtrarse en la sangre o en la linfa, y pudiendo resultar en una crisis de migraña. “Las migrañas pueden estar relacionadas con lo que comemos. A menudo, los pacientes las asocian a comidas demasiado grasas”, sostiene Jacqueline Warnet, gastroenteróloga y hepatóloga, especialista en micronutrición.

El gluten de trigo y sus productos derivados, así como ciertos cereales considerados dañinos para el intestino, son algunos de los alimentos que están en el punto de mira. “He tenido pacientes jóvenes con migrañas que comían pan, pasta o pizza varias veces al día. Al suprimir el gluten, las migrañas desaparecían”, asegura la Dra. Warnet. Otra de las causas mencionadas: intolerancia a la caseína, una de las proteínas de la leche animal (vaca, cabra, oveja…). De los 500 pacientes atendidos por la Dra. Warnet que padecían gases, diarreas, dolores gástricos, o colitis, el 78% presentaban cantidades demasiado elevadas de proteínas en la orina; síntoma de un intestino poroso. La Dra. Warnet expone dos causas posibles:

La hiperpermeabilidad intestinal

“Los trastornos digestivos (náuseas, vómitos, gases, y con menos frecuencia diarreas), que acompañan a las crisis de migraña se deben, en mi opinión, a una hiperpermeabilidad intestinal”, explica la Dra. Warnet. Dicho de otro modo, se trata de unas proteínas que al no ser suficientemente digeridas atraviesan la barrera intestinal y se propagan por vía sanguínea a través del hígado y de todo el cuerpo. Resultado: una saturación de los órganos, del cerebro, y de las articulaciones, por estas moléculas “errantes” sin ninguna propiedad nutricional. “Estos órganos carecen de tubo digestivo para poder digerirlas y utilizarlas, de ahí la aparición de patologías como puede ser la migraña. Sin embargo, a pesar de repetirse en los casos de personas migrañosas, los fenómenos digestivos no parecen ser tratados”, se sorprende la gastroenteróloga.

Cuidado con sobrecargar el hígado

¿Puede tener que ver una sobrecarga de trabajo del hígado con las migrañas? “Sí”, afirma la especialista: “El hígado se dedica a ayudarnos a digerir, a desintoxicar nuestro organismo de sustancias que no son buenas como por ejemplo los metales pesados, los contaminantes alimentarios, o el agua (que puede contener residuos medicamentosos u hormonales). Cuando el hígado está sobrecargado, la producción de bilis no basta o, en ocasiones, está repartida de manera irregular en el intestino y no permite una digestión adecuada de las grasas. A menudo la migraña se debe a estos fenómenos. Una disminución del tránsito puede acompañar estos síntomas biliares”, apunta Jacqueline Warnet.

La hepatóloga y gastroenteróloga aconseja a sus pacientes que depuren su hígado de manera natural, consumiendo plantas (rábano negro, fumaria, matricaria) y ácidos grasos omega 3 y omega 6, para que pueda recuperar totalmente sus capacidades y garantizar así todas sus funciones (secreción y eliminación biliar, desintoxicación y protección de los órganos).

I. Frenay   

Fuentes:

- Entrevista con el Dr. Robert Benamouzig, jefe del servicio de gastroenterología del hospital Avicenne de Bobigny (Francia).
- Entrevista con el Dr. Dominique Valade, jefe del servicio de Urgencias para cefaleas del hospital Lariboisière de París.
- Entrevista con la Dra. Jacqueline Warnet, hepatóloga y gastroenteróloga en París, especialista en micronutrición, autora del libro “Les secrets de l'intestin, filtre de notre corps” (Los secretos del intestino, el filtro de nuestro cuerpo).

Otros contenidos del dosier: Migrañas

Comentarios

Artículos destacados

¿Quién puede acceder al historial clínico?
¿Quién puede acceder al historial clínico?

La gestión de los datos médicos supone, al mismo tiempo, un desafío y una poderosa herramienta en la sanidad actual. La...

Consultas médicas online: ¿es posible?
¿Miedo a ir al médico?
Cómo aceptar el dolor crónico
¿Qué es la TRH?
¿Sufres alergia?

Estornudas, te sientes cansado/a, te hablan de bronquitis, de traqueítis… ¿Y si tuvieras alergia?

Hacer otros Test