¡Suplementos nutricionales para reducir la mortalidad infantil!

La desnutrición, problema central de la mortalidad infantil
. La desnutrición debilita el sistema inmunitario y aumenta el riesgo de muerte infantil por otras enfermedades, como malaria, infecciones respiratorias y diarreas. Si a la asistencia básica, que incluye vacunación, tratamiento y prevención de las principales causas de mortalidad infantil, se le sumase la administración de suplementos nutricionales, se aceleraría la lucha contra la mortalidad infantil.

MSF se apoya en estrategias de prevención basadas en la distribución de suplementos nutricionales de calidad. Actualmente, el desarrollo de una nueva generación de suplementos nutricionales, listos para su consumo y adaptados a los niños más vulnerables, permite establecer un nuevo punto de referencia en la lucha contra la mortalidad infantil. «El acceso de los niños en la primera infancia a una alimentación equilibrada y de calidad ha sido uno de los principios básicos de los programas de lucha contra la desnutrición y la mortalidad infantil en Europa, América Latina y Estados Unidos», indica la Dra. Susan Shepherd, especialista en nutrición y pediatra de MSF. «Hay que dejar de aplicar medidas diferentes para los niños que viven en los países más afectados por la desnutrición. Podemos salvar a esos niños, a condición de invertir en programas como el que pusimos en marcha en Níger el año pasado». Los resultados recogidos en un estudio reciente de la ONG así lo confirman.

La mortalidad infantil puede reducirse hasta en un 50% gracias a los suplementos nutricionales
 Los resultados preliminares de un estudio llevado a cabo por Médicos Sin Fronteras en Níger en 2010 revelan que la mortalidad infantil se redujo en un 50% gracias a la administración de suplementos nutricionales de calidad. En 2010, momento en el que Níger enfrentaba una grave crisis alimentaria, las autoridades locales, MSF y FORSANI (una ONG nigeriana) pusieron en marcha un programa sin precedentes de distribución de suplementos nutricionales. Entre julio y diciembre de 2010, se distribuyeron entre 3 y 6 raciones mensuales de una pasta rica en leche, minerales y vitaminas a unos 150 000 niños, en su mayoría de edades comprendidas entre los 6 meses y los 2 años de edad. A algunos niños también se les suministraron «raciones de protección» (principalmente cereales y harinas enriquecidas), proporcionadas por el Programa Mundial de Alimentos. Las zonas en la que se distribuyeron los suplementos contaban también con asistencia pediátrica para el tratamiento de las enfermedades más comunes, como la malaria, que se dispensaba a todos los niños, participantes o no en el proyecto. EPICENTRE (Centro de Estudios Epidemiológicos de MSF) realizó un estudio con los datos aportados por las encuestas mensuales realizadas entre miles de niños de corta edad residentes en las zonas de distribución
. El estudio reveló que la tasa de mortalidad del grupo que recibía suplementos nutricionales adecuados para cubrir las necesidades específicas de niños en pleno crecimiento se había reducido en un 50%.

MSF apela al G8

Ante tales resultados, MSF instó a los miembros del G8, reunidos en Deauville (Francia) a que se comprometieran a hacer llegar a los niños más vulnerables alimentos mejorados. Si se adoptara esta estrategia, la tasa de mortalidad de los niños menores de 5 años se reduciría en dos tercios respecto a los niveles de 1990, un compromiso adoptado el año pasado en Canadá
. «En nuestra estrategia de prevención ha preponderado el acceso a una alimentación apta para cubrir las necesidades de los niños durante el periodo más importante de su crecimiento, entre los 6 meses y los 2 años de vida. No esperábamos a que perdieran peso. Y conseguimos que la tasa se redujera en un 50%», explica la Dra. Isabelle Defourny, responsable de programas de MSF en Níger. «Si los donantes y los agentes de decisión quieren de verdad reducir la mortalidad infantil, deben garantizar que en cualquier programa de asistencia pediátrica que se ponga en marcha en las zonas más afectadas por la desnutrición se incluya el aporte de alimentos adecuados como medida básica». Esperemos que se escuche su mensaje.

D. Bême

Fuente: 
Comunicado de MSF de 2 de mayo de 2011
* Todos los niños pasaron controles para detectar signos de desnutrición y otras enfermedad. Todos los niños que requerían atención médica fueron transferidos a los centros de salud del país en los que operaban MSF y sus contrapartes.

Otros contenidos del dosier: Salud mundial infantil

Comentarios

Artículos destacados

¿Quién puede acceder al historial clínico?
¿Quién puede acceder al historial clínico?

La gestión de los datos médicos supone, al mismo tiempo, un desafío y una poderosa herramienta en la sanidad actual. La...

Consultas médicas online: ¿es posible?
¿Miedo a ir al médico?
Cómo aceptar el dolor crónico
¿Qué es la TRH?
¿Sufres alergia?

Estornudas, te sientes cansado/a, te hablan de bronquitis, de traqueítis… ¿Y si tuvieras alergia?

Hacer otros Test